Guía útil para cuidar las plantas en verano

por A gusto en casa

La llegada del calor supone un problema para la mayoría de las plantas, así que necesitarán cuidados extra para combatirlo. Los expertos de Interflora te explican qué les pasa a las plantas en esta época y te dan algunos consejos que te ayudarán a cuidar las plantas en verano. Por si te interesa, aquí tienes también cómo decorar la terraza con plantas según su orientación.

 

¿POR QUÉ SE MARCHITAN LAS PLANTAS CON EL CALOR?

La principal causa de que las plantas se marchiten en verano es la evaporación del agua, que debido a las altas temperaturas aumenta significativamente. Esto genera estados de deshidratación: las plantas pierden su humedad y las raíces no pueden absorber el agua del suelo, con lo que se marchitan.

En épocas de clima cálido y seco, especialmente en condiciones de viento, se acentúa el proceso de deshidratación y se compromete la salud de las plantas. El calor también puede causar el colapso de las células vegetales dentro de las plantas. Cuando hace calor, las plantas transpiran para refrescarse, pero si el agua perdida por la transpiración supera el agua absorbida por las raíces, puede producirse un desequilibrio hídrico.

 

CÓMO CUIDAR LAS PLANTAS EN VERANO: EL RIEGO

Cada tipo de planta tiene sus propias necesidades. Pero existen unas normas generales que podemos aplicar de forma extensiva, por ejemplo:

  • Aumentar la frecuencia de riego, generalmente tres veces por semana.
  • Regar a primera hora de la mañana o después de la puesta del sol. Así evitarás que el agua se evapore rápidamente y la tierra se mantenga más húmeda.
  • Asegurarse de que la superficie de la tierra esté siempre un poco húmeda.
  • Cuidado con el riego excesivo. Si bien es cierto que se necesita aumentar la frecuencia, debes tener cuidado con las cantidades. Un exceso de agua puede pudrir las raíces o facilitar la aparición de hongos.
  • No mojar las hojas, ya que corren el riesgo de quemarse con la luz solar directa y con ello más riesgo de enfermar.

cuidar las plantas en verano

 

¿HAY QUE REGAR TODOS LOS DÍAS?

Las necesidades de riego de las plantas dependen de varios factores, entre ellos el tipo de planta, las condiciones climáticas, el tipo de suelo y el tamaño de la maceta o zona de cultivo.  Algunas plantas, como las suculentas o las del desierto, están adaptadas a climas secos y requieren menos agua. En cambio, otras como las plantas tropicales o las plantas con flores pueden requerir más cantidad. Para cualquier duda relacionada con una planta o con situaciones climáticas en concreto, siempre es mejor consultar con un experto en jardinería y no improvisar.

 

CÓMO FERTILIZAR EN VERANO

Un tema importante para cuidar las plantas en verano es el abono. En esta estación, las plantas suelen requerir un suministro adicional de nutrientes debido al aumento del crecimiento y la actividad vegetativa. Las plantas en macetas o de jardín se pueden fertilizar cada 2/4 semanas,  aunque todo dependerá de cada tipo de planta. En cualquier caso, es muy importante que después de abonar reciban un aporte adecuado de agua. Esto hará que sea mucho más fácil asegurarse de que todos los nutrientes se distribuyan uniformemente en el sustrato y se evitará que se quemen las raíces.

 

¿POR QUÉ SE VUELVEN AMARILLAS LAS HOJAS DE LAS PLANTAS?

Que las hojas se vuelvan amarillas puede ser un signo de problemas o patologías en el funcionamiento interno de las plantas. Estas son algunas de las posibles causas:

  • La falta de agua. Esta es una de las causas más comunes de que las hojas se vuelvan amarillas.
  • Exceso de agua. Al igual que la falta de agua, una dosis excesiva puede provocar un proceso de amarillamiento del follaje.
  • La falta de nutrientes esenciales como nitrógeno, hierro o magnesio. Esta condición se conoce también como clorosis.
  • Algunas enfermedades de las plantas o el ataque de parásitos como pulgones, ácaros u hongos pueden manifestarse con el amarillamiento de las hojas.

 

CÓMO REVIVIR UNA PLANTA QUE HA SUFRIDO EXCESO DE CALOR

Si una planta ha estado sujeta a estrés debido a las altas temperaturas, hay algunos pasos que se pueden seguir para revivirla. En primer lugar, hay que protegerla de la exposición directa al sol durante las horas más calurosas del día. Se pueden usar sombrillas, redes o telas de sombra para reducir la intensidad del calor y proteger las hojas sensibles, o usar un rociador para rociar ligeramente las hojas de la planta con agua fresca. De esta manera será posible reducir la temperatura de la superficie y las hojas podrán enfriarse.

Una alternativa es el mulching, una práctica muy extendida en la agricultura. Se aplica una capa de material orgánico en la base de la planta, como hojas y hierba triturada. De esta forma tenemos un abono natural que evita la evaporación, ayudando a que la tierra mantenga la humedad, y por tanto las raíces más frescas.

 

¿EL AIRE ACONDICIONADO ES MALO PARA LAS PLANTAS?

El aire acondicionado puede afectar a las plantas, pero el efecto depende de varios factores, como la temperatura, la humedad, la duración de la exposición y el tipo de planta. Es bueno prestar atención al estado de la planta observando el color de las hojas y ajustar las medidas a tomar en consecuencia. Para mitigar los efectos negativos del aire acondicionado en las plantas se pueden tomar algunas medidas:

  • Colocar las plantas lejos de las salidas de aire acondicionado o de las salidas de aire directas para reducir la exposición directa.
  • Crear una barrera entre las plantas y el aire acondicionado, como cortinas o pantallas, para reducir el impacto directo.
  • Mantener un correcto nivel de humedad, nebulizando las hojas con un pulverizador o activando el humidificador.

Y hasta aquí el artículo de hoy, con el que tus plantas disfrutarán también del verano. Puedes suscribirte al blog para recibir en tu bandeja de entrada cada nuevo artículo. Muchas gracias y ¡buen día!

También te puede gustar

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para respaldar su buen funcionamiento, generar estadísticas y poder garantizarte la calidad del servicio. Si continuas navegando se considera que aceptas los términos y condiciones. ¿Quieres más información? Lee la política de cookies.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies